Carta a los políticos de Jiménez Bonillo, presidente de la asociación Deporte Sin Insultos.

06.11.2015 10:00

El presidente de la asociación Deporte Sin Insultos D. Ángel Andrés Jiménez Bonillo, con quien colaboramos activamente en Desde La Banda - Fútbol Navarro (DLB-FN), nos ha envíado una carta abierta a los políticos que se presentarán a las próximas elecciones generales el día 20 de diciembre de 2015.

Señores candidatos a la Presidencia del Gobierno:

Me hacía algunas preguntas y me encantaría recibir sus respuestas. Y puede que a otros muchos españoles también les gustara. Por eso voy a enviar este escrito a los partidos más significativos y a algunos medios de comunicación. A ver si llega a los candidatos (si alguien quiere ayudar a ello difundiéndolo, estupendo) y, por qué no, a ver si responden.

Me preguntaba si realmente se ven con la voluntad y determinación necesarias para legislar pensando en todos, no para el provecho de los políticos y de los ricos. Hay que tener arrojo para, por ejemplo, eliminar de raíz cualquier atisbo de beneficio para los gobernantes en forma de pensiones vitalicias desorbitadas por haber sido ministro o Presidente de lo que sea; o erradicar esos retiros dorados en los que los políticos se forran con un puesto en empresas a las que antes, por supuesto, han dado el oro y el moro; o bajar razonablemente sus sueldos (los suyos y los de los demás políticos, asesores, etc.), pues es conveniente demostrar, con hechos, que uno no está en política por dinero u otros sucios intereses, sino por el honor que supone. Hay que tener arrojo, señores candidatos.

Me preguntaba si van a cambiar la ley para que los corruptos, esos sinvergüenzas que aprovechan su dignísimo cargo para traicionar nuestra confianza, se pasen media vida en la cárcel y devuelvan, multiplicado, todo lo que se lleven, pues deben ustedes hacer lo posible para que realmente creamos que la justicia es igual para todos; y si se pondrán ustedes manos a la obra para ir aligerando el número de políticos y de cargos de confianza (ya saben, ir soltando el lastre de lo innecesario y del enchufe, de esos cargos inútiles –y muy bien pagados- que ostentan ciertos individuos como odiosa recompensa a su fidelidad al partido; vamos, lo que ustedes querrían que yo hiciera si fuera el Presidente del Gobierno).

Me preguntaba si piensan poner a los ciudadanos de a pie, a los más humildes, por delante de los bancos y de los empresarios más poderosos. Uf, para eso sí que hay que tener arrojo. Ustedes y yo sabemos las náuseas que entran cuando se comparan los beneficios de las grandes empresas con las penurias de muchas familias. No hay derecho, y ustedes aspiran a asumir la sublime responsabilidad de gobernar con el fin de favorecer a los que más lo necesitan, no para que los que nadan en la abundancia tengan cada vez más y más.

Señores candidatos, están ustedes ante un reto bello (porque donde hay valores siempre hay belleza, y de la mejor, la moral), pero que les exigirá enfrentarse al egoísmo de muchos y a sus propias (las de ustedes mismos, quiero decir) tentaciones. ¿Todavía quieren presentarse a las elecciones? Si es que sí, les doy mi más sincera enhorabuena. Hay mucha gente deseando recuperar la confianza perdida. No nos defrauden.

 

Ángel Andrés Jiménez Bonillo, uno de los millones de españoles con derecho a voto.