El Berriozar C.F. de fútbol femenino, ejemplo de deportividad.

22.12.2017 09:00

El Berriozar C.F. de fútbol femenino se ha convertido en todo ejemplo de deportividad. El equipo que dirigie Izaskun Mainz (19/06/1985), más conocida en el mundo del fútbol como Kakun, ordenó a sus jugadoras que dejaran meterse un gol y que su equipo rival, el C.D. Universidad de Navarra emparata en ese momento a 1.

Previamente el conjunto de Berriozar había anotado un gol; el 1-0, mientras una jugadora visitante había quedado tendida en el suelo por una lesión. Además, se dió la circunstancia de que la jugadora que anotó el gol no escuchó los gritos que le advertían de la situación para que tirara el balón fuera y el árbitro, en correcta aplicación del reglamento, dió el gol como válido a pesar que las peticiones de anularlo.

El partido, correspondiente al Campeonato Regional Femenino de Liga, terminó con un contundente 5 a 1 en favor de las locales.

Otro gesto similar esta misma temporada.

No es la primera vez que el conjunto de Berriozar protagoniza un gesto deportivo esta temporada ya que el pasado mes de noviembre en Zizur Mayor, en el partido liguero entre Ardoi C.F. y Berriozar C.F., mandó tirar un penalti fuera ya que éste venía precedido de una jugada en donde una jugadora local se había quedado también tendida en el suelo. En el aquel caso, el marcador en ese momento era de 0 - 4 y acabó siendo de 0 a 9.